Dos grandes demoledores Indeco en misión subacuática

1 julio 2016
By Indeco Staff

Objetivo y proyecto

En la localidad de Cala Ponte, a poca distancia de la población de Polignano a Mare, existe ya desde los primeros años setenta un embarcadero portuario compuesto por dos muelles de escollera que está fuera de uso. Esta falta de uso radica principalmente en la necesidad de realizar la excavación de algunas zonas rocosas del caladero. El proyecto de ampliación del puerto, que incluye la realización de una dársena deportiva, es una parte muy importante de la acción de relanzamiento turístico promovida enérgicamente por la Administración Comunal de Polignano a Mare y los vecinos de los municipios de Alberobello, Castellana Grotte, Conversano y Monopoli. De hecho, pese al importante patrimonio histórico, ambiental y cultural, y con unas condiciones climáticas óptimas durante casi todo el año, en la costa sur de Bari siempre ha habido carencias crónicas de iniciativas empresariales en el sector turístico, y en particular en el deporte náutico. El puerto daría también respuesta a la fuerte demanda de amarres turísticos en el sur de Bari, que actualmente no pueden atender los vecinos puertos de Mola di Bari y Monopoli. Finalmente, cabe mencionar que en las intervenciones de puesta en valor del caladero portuario existente, es necesario intervenir con gran cautela, por ser un territorio de elevadísimo valor medioambiental.

El puerto en las condiciones actuales

El Puerto de Polignano a Mare puede definirse como un puerto de relevancia económica regional e interregional. Situado en la localidad de «Cala Ponte», está a unos 2 km al NO de la población, es decir, en un área periférica comprendida entre el centro urbano (al SE) y la zona turístico-residencial (al NO), el puerto está bien conectado con el centro urbano de Polignano y a las vías de gran comunicación interurbana (S.S. n.º 16), mediante las vías de servicio realizadas con la reciente modernización implementada por la ANAS. La estructura portuaria actual consta de un terraplén de escollera principal articulado en dos brazos con una longitud total de 197 m, así como de otro terraplén de escollera secundario de 85 m de largo, que delimitan una boca de unos 110 m de ancho. Los únicos desembarcaderos rudimentarios de amarre se encuentran únicamente en breves tramos de los terraplenes de escollera de ambos lados. Los fondos interiores del puerto y a lo largo de su perímetro son muy bajos, caracterizados en varios puntos del lecho por secas de naturaleza principalmente rocosa (roca calcárea como la de todo el territorio costero limítrofe). Por lo que respecta a vientos y oleaje, este puerto está especialmente expuesto al jaloque, viento prevalente que cuando sopla con violencia hace impracticable toda la superficie acuática interior. El terraplén de escollera principal es superado fácilmente en caso de robustas marejadas de mistral, dado que el muro rompeolas alcanza solo una cota de +2,50.
La boca, además, de 115 m de ancho, es tan amplia que solo protege en la propagación del oleaje la zona más próxima al terraplén de escollera opuesto, que no tiene profundidad suficiente para el amarre de las barcas. Dicha exposición a viento y olas, junto con la insuficiencia de las estructuras de defensa del interior del puerto, genera una fuerte agitación
interna que, junto con el peligro que suponen los bajos fondos y las secas, representa un serio límite a la utilización del puerto, practicable principalmente en los meses de verano y solo para pequeñas embarcaciones. En los meses de octubre a mayo, periodo en el que resultan más frecuentes las marejadas, el puerto se declara como impracticable.

Las nuevas obras en proyecto

En líneas generales, las obras estructurales previstas incluyen la prolongación de los terraplenes de escollera, la boca, la accesibilidad náutica, los puentes flotantes, la geometría y la tipología de las obras de la orilla. El fondo interior del puerto será objeto de trabajos de excavación para permitir el acceso y maniobra con seguridad de embarcaciones de diverso tamaño, así como la ampliación de los muelles de amarre existentes. En particular, los trabajos de excavación llevarán la franja del lecho comprendida entre la boca actual y la raíz de la escollera principal a una profundidad de unos 4,5 m; la franja central del fondo interior a una cota de -3,5 m; la franja del fondo delimitada por el brazo secundario al este de la línea de costera sur, a una profundidad de -2,5 m, y finalmente el sector más interior, localizado al oeste del lecho portuario, se destina a embarcaciones más pequeñas, con una profundidad de -1,5 m. Las intervenciones de excavación de los fondos se acompañarán con trabajos de ampliación, reestructuración y nueva construcción de los muelles de amarre a lo largo de los terraplenes de escollera principal y secundario.

Dragado, volúmenes y tipos de materiales extraídos

En su conjunto, los fondos del puerto de Polignano a Mare tienen una configuración principalmente rocosa, recubierta a menudo de un estrato de material arenoso medio-fino, localizado principalmente en la zona central del lecho y en las proximidades de la boca actual. Los resultados de los sondeos geológicos realizados en el área portuaria objeto de la operación indican la siguiente distribución tipológica de los materiales de dragado:
1) material arenoso medio-fino en superficie;
2) material calcáreo compacto.

La operación, por tanto, además de la retirada de material rocoso, prevé una retirada del material arenoso medio-fino, todo ello a realizar en las distintas zonas del entorno portuario para alcanzar las cotas previstas de profundidad de los fondos. La naturaleza principalmente calcárea del material dragado lo hace idóneo para su posterior utilización, tras un almacenaje temporal en tierra en un área de trabajo destinada posteriormente a estacionamiento de vehículos, para ser empleado al máximo posible como relleno en la construcción de las nuevas infraestructuras previstas (muelles, escolleras).

Modalidad de las excavaciones

El dragado de los materiales arenosos podrá realizarse mediante una draga de succión. Los trabajos de excavación rocosa se realizarán con dos demoledores hidráulicos Indeco, un HP 5000 montado en un CAT 325D y un HP 7000 montado en un CAT 330D. Serán desplazados unos 40.000 m3 de material en casi 4 meses de trabajo. Trani Scavi utiliza martillos Indeco hace más de 25 años, y también tiene un Indeco HP 3000, HP 500, HP 1800. Utiliza única y exclusivamente martillos Indeco.

Resumen del proyecto

Promotor principal:
Cala Ponte SpA, Noci BA Asociación temporal de empresas entre:
• Cooperativa San Martino
Chioggia VE – Especializada en trabajos marítimos
• Trani Scavi SaS
Trani BA – Especializada en excavaciones
• Valerio General Costruzioni Srl
Margherita di Savoia FG – Especializada en obra civil pública y
privada

Proyectista y coordinador de proyecto de Cala Ponte SpA
Ing. Giuseppe Lamanna

Responsable técnico de obra de Cooperativa San Martino
Ing. Luca Gallo

Responsable de obra para la demolición acuática de Trani Scavi
Geom. Francesco Pertout